Assign modules on offcanvas module position to make them visible in the sidebar.

Testimonials

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua.
Sandro Rosell
FC Barcelona President

A A A

¿Las brujas existen o son una simple leyenda? ¿Será que ya no vuelan, no tienen verrugas… se habrán convertido en las más hermosas?.

Según cuenta la leyenda, que de boca en boca ha transmitido en los moradores de la región, este sitio era el lugar donde se reunían los brujos, bujas y hechiceras para preparar sus pócimas y embrujos e instruir adeptos en el aprendizaje de las artes mágicas.

También se dice que desde esta piedra las nuevas brujas ensayaban su vuelo diciendo las palabras mágicas, las que la olvidaban caía al vacía quedando desnucadas. En algunas épocas del año y sobre todo en la 'Semana Santa' cuentan los abuelos que ven salir de la peña luces que recorren la llanura hasta llegar a la laguna de Fúquene.

'Patio de Brujas' está ubicado en sector de Punta de Peña de San Miguel de Sema Boyacá, que separa dos veredas de este municipio, Sabaneca y Peña Blanca, con un paisaje maravilloso y la excelente vista desde la cima de la piedra. Es una hermosa tierra del Occidente de Boyacá, paraíso de los Indios Semas y en especial del Indio Miguel, cacique de los aborígenes Chibchas de la zona, que inmoló su vida para no doblegarse ante los invasores de aquella época.

Es un lugar preciso para hacer escaladas, caminatas por la cima de la peña o por pie que lo lleva hasta la zona alta de la veredas antes mencionadas, se puede integrar la inocencia con la naturaleza y despertar la añoranza, alejados de ruido de la ciudad, respirando aire puro, fortaleciendo los pulmones, despejando la mente en mejora del equilibrio de la salud en general.

Mirando El Campo quiere contribuir a la protección de estos lugares eco-turísticos, recomienda a sus visitantes tener especial cuidado con el ambiente, en lo posible no llevar empaques de plástico o materiales contaminantes. En la antigüedad las personas llevaban sus alimentos en bolsa de fique o lana, envueltos en hojas de arboloco, risgua o de plátano, esta práctica era totalmente amigable con la naturaleza e Incluso si botaban las envolturas.

Si encuentran elementos contaminantes, se invita a recogerlos para mantener la naturaleza limpia.